Cuenta hasta diez

En todos sus años en el Cuerpo de bomberos de Chicago, el teniente Reed Solliday nunca se ha enfrentado a nada parecido como las recientes explosiones que están asolando varias casas del lugar –se trata de un fuego devastador… y en uno de los casos, asesino. Pero él tiene otro problema añadido, su nueva compañera, la detective Mia Mitchell. Ella es insolente, mandona y está llevando el caso en una dirección que él nunca pudo imaginar.

Los instintos de Mia le dicen que ese criminal incendiario se está tomando sus acciones como algo personal. Y a medida que ese infierno se hace más mortal y le echan una mirada a los torturados rostros de las víctimas, Redd y Mia se dan cuenta de que tienen que dejarse de rencillas y trabajar codo con codo para capturar al asesino. Con cada nuevo incendio, el asesino cierra más el cerco y pone en peligro a las personas que más quieren Reed y Mia. La verdad está demasiado ardiente como para manejarla: el deseo de este monstruo por la destrucción y la muerte es inextinguible… y acaba de comenzar una cuenta atrás en la que Mia es el blanco.

Karen Rose es una autora que siempre me ha gustado. Me gustan sus novelas de suspense y cada vez que publica una nueva novela sé que va a ser mía y que es probable que me encante. Creo que en general sus novelas son muy buenas a pesar de cumplir una serie de tópicos o de características que se repiten a lo largo de sus novelas. Otra de las cosas que me atraen de esta autora es que sus novelas son bastante crudas. Me gusta la novela negra y después de estar acostumbrada a leer a James Ellroy que es un autor que no tiene miedo a mostrar en sus novelas la crudeza y la vileza de sus personajes pues Karen Rose me atrae bastante. Me atrae bastante porque muestra historias muy crudas sin miedo, sin amedrentarse y al mismo tiempo encuentra el equilibrio con personajes que, a mi parecer, son bastante humanos y con relaciones que para muchos pueden ser ñoñas pero que a mi me parecen muy tiernas y bastante compensadas. 

Para muchos sus novelas son sórdidas y macabras, y no van desencaminados pero la forma en la que cuenta la historia y nos muestra a los distintos personajes a mi me atrapa y nunca me canso de leerla. “Cuenta hasta diez” es una novela que me leí hace bastante tiempo, pero hasta hoy no había hecho ninguna reseña. Es una novela que he vuelto a releer y he disfrutado desde la primera página hasta la última. Creo que es una novela muy completa donde los personajes evolucionan mucho y donde además podemos ver la evolución de otros personajes de la serie. Al igual que en las otras dos novelas publicadas anteriormente encontramos que la pareja principal esta formada por un policía y el otro miembro de la pareja por un teniente del cuerpo de bomberos. Aquí la autora decide presentarnos otro ámbito dentro de las fuerzas del orden. En “Alguien te observa” conocimos a un policía de antivicio que es recolocado a homicidios, Abe Reagan, que acaba enamorándose de una ayudante del fiscal mientras investigan a un asesino en serie. En “No te escondas” Aidan Reagan, detective de homicidios, debe enfrentarse con la ayuda de una psiquiatra a un asesino que quiere deshacerse de Tess Cicoticcelli colgandole el muerto de varios crímenes. Y en esta novela volvemos a encontrarnos con un personaje que ya conocíamos Mia Mitchell, compañera de Abe y a un teniente del equipo de bomberos: Reed Solliday 

Mia Mitchell es un personaje bastante complejo. Cuando la conocimos en “Alguien te observa” acaba de perder a un compañero, y acogía a Abe Reagan como nuevo compañero en homicidios. Juntos han hecho un buen equipo. Por diversas circunstancias nos encontramos a Mia sola haciendo frente a un asesino al que le gustan los incendios. Es una mujer menuda, fuerte, segura de si misma y para quien ser policía es algo más que un trabajo, es lo que la define. No ha tenido suerte con las relaciones debido a una infancia complicada que no ha conseguido olvidar por completo. 

Reed Sollidya es un teniente de la brigada de incendios, viril, seguro de si mismo y muy pulcro y metódico a la hora de vestir. Con una infancia difícil superada gracias a su familia adoptiva. Es un hombre tranquilo y muy metódico. Viudo con una hija adolescente encontrarse con una mujer mandona, insolente, intuitiva y muy atractiva provoca en leer reacciones contradictorias. 

La relación entre ambos empieza bastante mal. A pesar de sus distintos puntos de vista, ambos se dan cuenta de que deben trabajar codo con codo para resolver el caso de los incendios devastadores. Lo que no imaginaban era sentir una atracción tan grande el uno por el otro. Mia cree que Solliday es demasiado bueno para ella, que va a querer algo que ella no puede darle. Y Reed se da cuenta que detrás de esa mujer fuerte, tozuda e insolente se encuentra un corazón roto que provoca en él compasión, y un sentido de protección que solo antes había sentido por una persona y que por desgracia ya no esta. Reed vence las reticencias de Mia y gracias a Reed Mía puede hacer frente a su pasado con orgullo y determinación sin tener nada de lo que avergonzarse. 

En la novela, como ya he dicho, aparecen otros personajes que ya nos suenan de otras novelas. Ethan y Dana, una pareja que no conocemos nada más que de oídas porque la editorial todavía no se ha dignado a publicar su novela. A Dana la conocimos por primera vez en “Don’t Tell” la primera novela de la serie, ahora es la mejor amiga de Mía. Es una mujer que se encarga de velar por la seguridad de las mujeres maltratadas. Es obvio que su historia con Ethan debió ser muy intensa. Me pregunto cuando alguna editorial española se dignará a publicar más novelas de Karen Rose. 
También volvemos a ver a Aidan que ahora esta recién casado y disfrutando de su vida marital. Y por último vemos como la relación de Kirsten y Abe, ahora marido y mujer, va viento en popa. El peso de la novela lo llevan Reed y Mia pero siempre es interesante pero pequeños retazos de otros personajes que ya conocíamos de anteriores novelas. 

La novela en conjunto me ha parecido muy buena. Mia es un personaje que siempre me llamo la atención, me alegra que tuviese su propia historia y que ésta acabase con final feliz. 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s